miércoles, 26 de agosto de 2009

Elogio de Afrodita

por Ignacio T. Granados

para Armienne

Cuando los griegos se inventaron la democracia, excluía a mujeres, extranjeros, esclavos y niños. De todo eso, lo único que ha cambiado un poco es que ahora incluye a mujeres y esclavos. Independiente de lo injusto que eso fuera, había un sector de mujeres liberado de la convención; fue el de las hetairas, prostitutas pero en sentido amplio, con más de geishas que de putas vulgares; un sector que participaba en plan de igualdad en las polémicas masculinas, sus manejos políticos y económicos y, más importante aún, en sus festejos, proveyendo sus alegrías.

Se dice que hasta Atenea —la virgen que rechaza el sexo— accedió a mostrarse desnuda al príncipe Paris, para que éste la reconociera como la más hermosa. Pero sería Afrodita la que ganara la contienda, aparte de que siempre llevó su desnudez como su propia gloria, más púdica y delicada cuanto más exhibicionista. Curioso que Atenea naciera ya vestida, guerrera con sus armas; mientras que Afrodita nació desnuda, como avisando de la confrontación eterna.

Como Afrodita, Oshún retiene el poder de la desnudez y de la satería; pero cuídese de ser despectivo y llamar simplemente puta a una mujer, aunque lo sea, porque conocerá la amargura. Es con su desnudez, y la miel que suda, como ella evita esa guerra soez en que se matan los hombres de tanta bravuconería. Es esa masculinidad que viste la mujer moderna lo que se rechaza, como un vestido inoportuno que la aparta, pues nada hay más fuerte que una mujer, sobre todo si va desnuda, blandiendo ese escudo de su sexo misterioso y profundo.

Armiene, con su simpleza afectada, definitivamente kitsch, es también toda libertad; es decir, lo que todos deseamos, aunque nadie se atreva a tanto. Como las diosas sensuales vagabundea y rebusca no se sabe qué, aunque tampoco importa. Las hetairas son un sacerdocio ni tan secreto, un puro culto de fuerte femineidad, porque es siempre la desnudez pura de toda mujer. Si ella lo dijo (War is over!), cómo es que todo continúa; qué pretende tanta estupidez, si ya la diosa habló con su femineidad, basta y hermosa. Provoque a la diosa incomprensible y, ya sabe, conocerá la amargura. Agradezca su presencia gentil e innecesaria y conocerá la felicidad y la calma.

14 comentarios:

la voz de Sindulfo dijo...

Lo que me preocupa de Arnie y su desnudez, es que vaya a coger catarro, ¿nunca se viste esta chica?; lo de la guerra, será que Júpiter (o Marte) tienen labtops y bloguean y ni siquiera la figura moldeada de la Afrodita de nuestro panteón blogo ha de calmarlos. Pero se me ocurre que..."tanto en la guerra como en la paz, mantendremos las comunicaciones; si no llueve, claro.

Anónimo dijo...

buen samaritano

Anónimo dijo...

lo que me preocupa es que es siempre la misma foto retocada, no tendra recientes?

Anónimo dijo...

lo que me preocupa es por qué no se afeita?

Anónimo dijo...

Oshún te va a castigar Ignacio.

Anónimo dijo...

Para firmar la carta por Panfilo, envíenos sus datos a jamaylibertad@gmail.com en el siguiente formato:
Nombre y Apellidos - Ciudad/Pueblo - Provincia/Estado - País

Anónimo dijo...

Sindy segun tu teoria el hombre primitivo hubiera padecido de catarro siempre y no fue asi. donde tu has visto un hombre primitivo estornudando?

Anónimo dijo...

Esas comparaciones con Oschun y Afrodita son KITSCH.

Anónimo dijo...

Lo de siempre: virgen o puta y nada in between.

Anónimo dijo...

virgen o puta ? hay terminos medios, en todo caso comparar a Armienne con Oschun estirado por los pelos, Oschun es sensualidad, gestos ocultos y nada tiene que ver con encuerarse y repetir la misma foto hasta el cansancio.

Armienne fotos nuevas o deja el cuento, vieja.

Anónimo dijo...

Ignacio cuando abres la leproseria?

Anónimo dijo...

Y que cambie de peinado por favor (hablo de Armienne)

Anónimo dijo...

que se afeite y deje de estirarse y maltratarse las tetas con hielo para que se le paren los pezones que va a terminar recogiendolos del piso.

Anónimo dijo...

fotos nuevas FOTOS RECIENTES

Armienne ya con la misma no se me para.