jueves, 26 de noviembre de 2009

¿El sitio en que tan bien se está?

por Ignacio T. Granados

Promocionando su último disco, el salsero Víctor Manuel habló de los acordes y otros experimentos. También, discutiendo con algún amigo sobre música, éste me hablaba de lo importante que era que en las escuelas de arte cubanas se estudiara Historia de la Música, del Arte, de la Filosofía, etcétera. Mientras tanto, uno recordaba el analfabetismo antológico de Beny Moré, y los muchos desconocimientos de Elena Burke, Edit Piaff, Oscar de León; y más aún, el drama innoble de Mozart y Salieri en un filme de Milos Forman.

Entonces uno se pregunta si no nos damos cuenta dónde reside la estafa, si no es en cada uno. ¿Será —podría ser— en ese “sitio en que tan bien se está”, mientras la vida reluce en “la maldita circunstancia”?

19 comentarios:

Anónimo dijo...

Esto es como decir que porque hay plasticos autodidactas, sobran las escuelas. O como hay poetas analfabetos, sobra saber de gramatica y literatura.

Anónimo dijo...

Esto es como decir que cuando sobra talento sobra la escuela, o por lo menos no es determinante

Salieri dijo...

Le recuerdo, por si en su infinita ignorancia le resultaba ignoto, que la película de Milos Forman es eso, una película.

Por tanto yo no maté a Mozart, ni se le puede aplica ese dicho de 'entre todos le mataron y el solito'.

Reivindíquese mi música si se desea, pero no me carguen el muerto.

Anónimo dijo...

cuando sobra talento, lo que sobra se desperdicia

Anónimo dijo...

El Beny era una alcóholico lo cual demuestra que donde hay alcohol que se quite la escuela.

Anónimo dijo...

Mi hijo de tres años pinta mejor que Picasso y por eso mi esposa y yo lo hemos quitado del kinder.

Anónimo dijo...

las sobras pa los perros

Anónimo dijo...

usted no mato a Mozart, usted lo envidiaba, que no es lo mismo pero es igual

usted, a pesar de toda su escuela, era solo un MEDIOCRE

Anónimo dijo...

y en cambio usted pasará a la historia

Anónimo dijo...

no, yo solo reporto, soy un simple reportero

Anónimo dijo...

perdon quise decir repartero

Anónimo dijo...

la escuela es pa los brutos que necesitan repetir como pericos lo que otros dicen.

Anónimo dijo...

yo no necesito la escuela ni el arte ni un carajo para escribir autentica poesía y mucho menos pa pintar los cuadros que vendo al por mayor en la calle 8

Anónimo dijo...

el ruido de la escuela impide escuchar la voz del dios todopoderoso que es el verdadero juez de la poesia de miami.

Ignacio dijo...

JAJAJAJAJAJAJA

Anónimo dijo...

La ignorancia, mata a los pueblos, y es preciso, matar a todos los ignorantes.

Anónimo dijo...

hola heriberto

Ignorante dijo...

15:56, la última coma está de más.

¡Que sigan las prensas! dijo...

¡ah!, y no soy Sosa