martes, 12 de octubre de 2010

Juan Carlos Recio: De las formas de vestir

El de la perla en la nariz,
el del pantalón de saco de tela pintado;
ella, la del pelo como un clítoris,
los otros en las esquinas con botas de nieve;
la del cinto de calavera,
aquella con abrigo de piel y polainas,
el vaquero con pistolas de calamina
y la muchacha con el tatuaje de un toro
y la mirada ausente en colores de tonos viscosos:
todos dan vueltas en el carrusel
y se estrellan escondidos tras su puerta
y saltan como marionetas de alcohol
y pintan sus acciones en una mano con sangre en la pared
y frases en dibujos de cavernas.
El hombre de la camisa al revés,
doblado en el periódico con el almidón de su mujer a cuestas,
que lleva puestos unos tacones que la hacen lucir muy lejana.
Mártires sacados del heavy metal
y puestos en vidrieras
para que el tiempo pase uno a uno por sus entrañas;
fueron esos niños con boinas y cuadernos,
asaltantes que exhiben ahora su desconcierto
en la pausa de las estaciones.

35 comentarios:

Anónimo dijo...

!este si esta macho para hacerle un epitafio de cojones!

Anónimo dijo...

E.P.D.
Cuando vivo en halagos se deshizo
blog por blog. Que le den castigo eterno
porque a este las llamas del infierno
le deben parecer un paraíso.

Anónimo dijo...

jajajaja
!estas a la viva!

Anónimo dijo...

que pasa aqui. estos comemierdas se creeran que este blog es de ellos.

Anónimo dijo...

Juan Carlos:

"ella, la del pelo como un clítoris" es fatal

la del cinto de carabela, (te refieres a "calavera" por casualidad?)

aquella con abrigo de piel y polainas, (esas polainas nunca las he visto en mujeres)

y la muchacha con el tatuaje de un toro ("con un toro tatuado" suena mejor)

y la mirada ausente en colores de tonos viscosos: (mal verso)


y se estrellan escondidos tras su puerta (la puerta de qué, del carrusel?)

y saltan como marionetas de alcohol
y pintan sus acciones en una mano con sangre en la pared
y frases en dibujos de cavernas.

(Fatal todo esto)

El hombre de la camisa al revés,
doblado en el periódico con el almidón de su mujer a cuestas,

("con el almidón de su mujer a cuestas" es fatal)



Mártires sacados del heavy metal
y puestos en vidrieras
para que el tiempo pase uno a uno por sus entrañas;


(para que el tiempo pase uno a uno por sus entrañas, ???).

Yo lo reescribiría. Gracias.

Anónimo dijo...

genial el poema. Son sintomaticas las reacciones que provoca, seguramente de gente incapaz de escribir algo a esa altura

Cronista de Nuevo Songo dijo...

Un gran poema lleno de referencias destellantes.

Si alguien conoce la letra de "la Canción de Cuna para Despertar a un Diablito" que causa pavor y locura a quienes la escuchan... ¿nos la puede hacer saber?


http://nuevosongo.blogspot.com/

Anónimo dijo...

juan carlos era un buen poeta pero eso se pega. las junteras con farzantes no traen nada bueno hijo.

Anónimo dijo...

farsantes, lapsus typing, dicen los gringos

Anónimo dijo...

Este poema es un homenaje a los grandes de Porno Para Ricardo. Por eso ellos le dedicaron a Recio la canción del comunista.

Anónimo dijo...

"juan carlos era un buen poeta pero eso se pega. las junteras con farzantes no traen nada bueno hijo".

esto que te acaban de decir es importante juan carlos. pon distancia, toda la que puedas, entre farsantes como este y tu (la Z la incluye para intentar disimular quien es, pero igual es pesimo escribiendo, lo que no tiene talento ni para darse cuenta). Cuando veas alguien que persiste e insiste en ir al sitio de otro a derramar bilis, eso no falla, ahi hay un envidioso. Y si ese envidioso, para mayor desgracia, tiene una "obra", es signo de que es un envidioso cabezon, y esos son de los peores. Si puedes, no lo saludes en publico, ignoralo, como hace casi todo el mundo en Miami. Es como el grajo en la guagua, se pega y aleja a la gente con olfato.

Decia Hemingway que todo escritor que se respete debe tener un buen detector de mierda. De eso es lo que carecen Heriberto y su pandillita, cada vez mas exigua. Son incapaces de detectarse a si mismos. Por eso seguiran escribiendo y publicando mierda hasta que la muerte los separe, si es que la tumba no conserva el mal olor.

Anónimo dijo...

"juan carlos era un buen poeta pero eso se pega. las junteras con farzantes no traen nada bueno hijo".

esto que te acaban de decir es importante juan carlos. pon distancia, toda la que puedas, entre farsantes como este y tu (la Z la incluye para intentar disimular quien es, pero igual es pesimo escribiendo, lo que no tiene talento ni para darse cuenta). Cuando veas alguien que persiste e insiste en ir al sitio de otro a derramar bilis, eso no falla, ahi hay un envidioso. Y si ese envidioso, para mayor desgracia, tiene una "obra", es signo de que es un envidioso cabezon, y esos son de los peores. Si puedes, no lo saludes en publico, ignoralo, como hace casi todo el mundo en Miami. Es como el grajo en la guagua, se pega y aleja a la gente con olfato.

Decia Hemingway que todo escritor que se respete debe tener un buen detector de mierda. De eso es lo que carecen Heriberto y su pandillita, cada vez mas exigua. Son incapaces de detectarse a si mismos. Por eso seguiran escribiendo y publicando mierda hasta que la muerte los separe, si es que la tumba no conserva el mal olor.

Anónimo dijo...

Todo eso es verdad 1503 pero el poema es malo, y no soy Troloberto.

Anónimo dijo...

te equivocas, el poema es MUY bueno

Anónimo dijo...

bueno, es mi opinion

El Observador dijo...

es enaltecedor halagar lo que nos parece bueno, es algo que refleja la decencia y honestidad de quien asi actua. Y ademas, habla muy bien de su personalidad y su confianza en si mismo. Quien es capaz de halagar en publico a otro, mas si comparte el mismo oficio, demuestra con ello que no tiene complejos ni prejuicios, que no vive del que diran.

En cambio la persona que se la pasa criticando y acomplejado, que es incapaz de aplaudir el talento ajeno porque piensa que asi se deprecia a si mismo, no es mas que un ser mezquino y la inmensa mayoria de las veces mediocre. Los grandes son generosos. No hay defecto mas rastrero que la mezquindad.

Delio Regueral dijo...

Juan Carlos te están llevando recio, pero si puedes separar las críticas constructivas de las destructivas, sacarás algún provecho.
Pista 1: no hay criticas destructivas.
Pista 2: las críticas a tus amistades no son literarias.
Pista 3: los elogios, puro cuero

Cronista de Nuevo Songo dijo...

"Los grandes son generosos. No hay defecto mas rastrero que la mezquindad."

OBSERVADOR, vuelve pródigo a Nuevo Songo donde tanto se te admira... Esa es tu casa!!!

Anónimo dijo...

Pista 1: no hay criticas destructivas.

Cierto, todo el que se toma el trabajo de intentar destruirte en el fondo te admira. Gran poema Juan Carlos! Gran blog Cuba inglesa!

Anónimo dijo...

La crítica no puede ser destructiva según el carácter del criticado, pero señalar un problema no es mala voluntad. Más allá del gusto personal, este poema es malo y no es una cuestión personal ni un simple criterio mío. Problema suyo si se deja llevar por los apoyadores innecesarios, Recio es muy bueno y sería una pena que se dejara llevar por el triunfo fácil y asegurado. Y no soy el que le señaló los detalles, es que el champú a veces es malo y trae caspa. La superpista es tomar los consejos según de donde vienen, recuerda la fábula del Oso bailarín: "si el sabio no aprueba es malo, si el necio aplaude es peor".

EL SITIO DE LA LUZ dijo...

Muchas gracias a todos, cada uno tiene un poco de razón porque nadie la tiene todo el tiempo. Las críticas, son eso y como tal las tomo, no hay que separar nada, no son ni buenas ni malas, al final opiniones. La libertad de críticar es también la libertad de aceptarlo o no. Así que gracias a Añel por el texto acá, y a todos, amén de los contrarios.

Anónimo dijo...

se te ve el plumero, 1638, la insistencia en cargar contra todo lo que sale aqui habla a las claras de critica interesada y superficial. El poema no es de lo mejores de Recio, que es uno de los mejores poetas cubanos que conozco, pero si que es bueno. El problema no es el necio que aplaude, que de necios esta lleno este mundo, el problema es el necio que se cree sabio y no cesa de parlotear tonterias.

Armando Añel dijo...

La errata fue mía al hacer el transvase, gracias por señalarla. Poesía de excelencia la de Juan Carlos, como siempre. Gracias a todos por participar.

Anónimo dijo...

Mira, Añel, volvieron a poner mal la dichosa palabra. Se dice "calavera".

No "caravela".

Por Dios, un poco de respeto a la lengua y a quien lee.

Anónimo dijo...

jijiji!

Anónimo dijo...

ANCLADO A TU RABIA.

Si tu rabia me alcanzara
como el rayo a su destello
y sin nombrar todo aquello
que mida desde mi vara
cuál cansancio soportara
a cuál pena ya me izo
vírgen sola sin bautizo
sobre un asta con bandera
como si el rojo se diera
desde triángulo y hechizo.

Pero nada de esa ira ves
al costado del abandono
esa muerte donde asomo
la cabeza y un después
un es quién era, y un es
absurdo héroe de miedo
invisible donde quedo
flor de sombra, su temprana
idea de que si mañana
no soy polen, soy remedo.


Todo en tí se me deshoja
nada llevas por despojo
y si no te desalojo
y si no vuelco la hoja
sobre una pira, roja
como una estrella que ondea
arriesgo desde la marea
al guijarro que ya es mío
y seco y sin tanto brío
imposible que alguien sea.

Muere la tarde, el pilar
con tricornio y con dolor
no asume ni en el color
que borda mi sangre, hilar
no es coser,
ni es cantar
pero de esa letra me aferro;
ladro, maldigo y de perro
desde un fondo muy sombrío
soy el trasto que de un río
se arrastra, y cruje a destierro.

!Barco, barco! te alejas
como filo a mis costado
un sombrero bien colgado
rostro de muerto, ?sejas
al clavo de sus madejas
detienes aguas?, me hundo
por las esquinas del mundo
techo del cielo, bravura:
roto en tu ira, sin costura
?rabia del grito profundo?.

Y si me hundo me hundo
y si me pierdo me pierdo
si ya no sé si me acuerdo
si ya no soy tan profundo,
por qué soportar tu mundo
por qué hundirme con la ira
que quema desde la pira
donde la hoguera asemeja
la sombra de luz, la ceja
donde me miras, ?me mira?.


Sin que nadie te vea, me ves
roto al silencio, anclado,
sumiso al borde, domado,
fiera sin boca: no estés
cosiéndome en el envés
de una ira que no es mía
basta ser cómplice, y porfía,
raro enigma que se abdica:
a tu boca si practica
el curso a mi idolatría.


Si ves un monte de espumas
bajo un sombrero callado
besa sus pies su costado
muerde muy suave, no abrumas
siempre que sueltes las brumas
de ese enojo sin congoja
porque si de verdad afloja
la soga desde donde pendo
no sé si entienda, entiendo
darle una vuelta a tu hoja.

Juan Carlos Recio
NY/ Octubre 11 del 2010.
Publicado en facebook

Anónimo dijo...

ANCLADO A TU RABIA.

Si tu rabia me alcanzara
como el rayo a su destello
y sin nombrar todo aquello
que mida desde mi vara
cuál cansancio soportara
a cuál pena ya me izo
vírgen sola sin bautizo
sobre un asta con bandera
como si el rojo se diera
desde triángulo y hechizo.

Pero nada de esa ira ves
al costado del abandono
esa muerte donde asomo
la cabeza y un después
un es quién era, y un es
absurdo héroe de miedo
invisible donde quedo
flor de sombra, su temprana
idea de que si mañana
no soy polen, soy remedo.


Todo en tí se me deshoja
nada llevas por despojo
y si no te desalojo
y si no vuelco la hoja
sobre una pira, roja
como una estrella que ondea
arriesgo desde la marea
al guijarro que ya es mío
y seco y sin tanto brío
imposible que alguien sea.

Muere la tarde, el pilar
con tricornio y con dolor
no asume ni en el color
que borda mi sangre, hilar
no es coser,
ni es cantar
pero de esa letra me aferro;
ladro, maldigo y de perro
desde un fondo muy sombrío
soy el trasto que de un río
se arrastra, y cruje a destierro.

!Barco, barco! te alejas
como filo a mis costado
un sombrero bien colgado
rostro de muerto, ?sejas
al clavo de sus madejas
detienes aguas?, me hundo
por las esquinas del mundo
techo del cielo, bravura:
roto en tu ira, sin costura
?rabia del grito profundo?.

Y si me hundo me hundo
y si me pierdo me pierdo
si ya no sé si me acuerdo
si ya no soy tan profundo,
por qué soportar tu mundo
por qué hundirme con la ira
que quema desde la pira
donde la hoguera asemeja
la sombra de luz, la ceja
donde me miras, ?me mira?.


Sin que nadie te vea, me ves
roto al silencio, anclado,
sumiso al borde, domado,
fiera sin boca: no estés
cosiéndome en el envés
de una ira que no es mía
basta ser cómplice, y porfía,
raro enigma que se abdica:
a tu boca si practica
el curso a mi idolatría.


Si ves un monte de espumas
bajo un sombrero callado
besa sus pies su costado
muerde muy suave, no abrumas
siempre que sueltes las brumas
de ese enojo sin congoja
porque si de verdad afloja
la soga desde donde pendo
no sé si entienda, entiendo
darle una vuelta a tu hoja.

Juan Carlos Recio
NY/ Octubre 11 del 2010.
Publicado en facebook

Anónimo dijo...

ANCLADO A TU RABIA.

Si tu rabia me alcanzara
como el rayo a su destello
y sin nombrar todo aquello
que mida desde mi vara
cuál cansancio soportara
a cuál pena ya me izo
vírgen sola sin bautizo
sobre un asta con bandera
como si el rojo se diera
desde triángulo y hechizo.

Pero nada de esa ira ves
al costado del abandono
esa muerte donde asomo
la cabeza y un después
un es quién era, y un es
absurdo héroe de miedo
invisible donde quedo
flor de sombra, su temprana
idea de que si mañana
no soy polen, soy remedo.


Todo en tí se me deshoja
nada llevas por despojo
y si no te desalojo
y si no vuelco la hoja
sobre una pira, roja
como una estrella que ondea
arriesgo desde la marea
al guijarro que ya es mío
y seco y sin tanto brío
imposible que alguien sea.

Muere la tarde, el pilar
con tricornio y con dolor
no asume ni en el color
que borda mi sangre, hilar
no es coser,
ni es cantar
pero de esa letra me aferro;
ladro, maldigo y de perro
desde un fondo muy sombrío
soy el trasto que de un río
se arrastra, y cruje a destierro.

!Barco, barco! te alejas
como filo a mis costado
un sombrero bien colgado
rostro de muerto, ?sejas
al clavo de sus madejas
detienes aguas?, me hundo
por las esquinas del mundo
techo del cielo, bravura:
roto en tu ira, sin costura
?rabia del grito profundo?.

Y si me hundo me hundo
y si me pierdo me pierdo
si ya no sé si me acuerdo
si ya no soy tan profundo,
por qué soportar tu mundo
por qué hundirme con la ira
que quema desde la pira
donde la hoguera asemeja
la sombra de luz, la ceja
donde me miras, ?me mira?.


Sin que nadie te vea, me ves
roto al silencio, anclado,
sumiso al borde, domado,
fiera sin boca: no estés
cosiéndome en el envés
de una ira que no es mía
basta ser cómplice, y porfía,
raro enigma que se abdica:
a tu boca si practica
el curso a mi idolatría.


Si ves un monte de espumas
bajo un sombrero callado
besa sus pies su costado
muerde muy suave, no abrumas
siempre que sueltes las brumas
de ese enojo sin congoja
porque si de verdad afloja
la soga desde donde pendo
no sé si entienda, entiendo
darle una vuelta a tu hoja.

Juan Carlos Recio
NY/ Octubre 11 del 2010.
Publicado en facebook

Anónimo dijo...

VERSOS MAL MEDIDOS:


Pero nada de esa ira ves
al costado del abandono

sobre una pira, roja

arriesgo desde la marea

pero de esa letra me aferro;


!Barco, barco! te alejas
rostro de muerto, ?sejas (CEJAS)

roto en tu ira, sin costura

Sin que nadie te vea, me ves
roto al silencio, anclado,

basta ser cómplice, y porfía,


la soga desde donde pendo


(MUY MALAS DECIMAS ADEMAS)

El Oso Bailarin dijo...

"si el sabio no aprueba es malo, si el necio aplaude es peor"

La verdad es que esa maxima le viene como anillo al dedo a este blog. Casi todo lo que aqui se aplaude es un bodrio y lo que se denigra es usualmente bueno. Es cierto que hay dos o tres (o uno solo como dicen) que pierden su tiempo diciendo lo que se aprecia a simple vista y criticando todo lo que se pone aqui, pero yo creo que tiene su derecho a perder el tiempo en lo que le de la gana.

El Oso Bailarin dijo...

Ah, las decimas de Recio son tambien pesimas. Los errores tecnicos sennalados no serian nada si hubiese algun sentido en lo que dice o las ideas estubiesen expresadas bellamente, pero no hay ni lo uno ni lo otro. Su usual verborrea vacia.

EL SITIO DE LA LUZ dijo...

Esta décima y otros intentos de aprender o diciplinarme a ello, fueron copiados fuera de su contexto, era solo ponerla como en un taller donde se opinara desde la métrica, el ritmo y todo lo demás para pulirla, hoy ya está en su versión final. De modo, que en ese sentido esa primera versión esté así caótica. Sobre lo que escribo, para unos buenos, para otros malos, si tiene sentido, o si lo tiene y muchos o pocos creen que no lo tiene,no hay explicación, no son cosas que se expliquen o que me causen algún problema. Por lo demás, ningún escritor trasciende por el lado de la cama que duerme, ni por si es buena o mala persona, es por su obra. Y aunque vivo por acá arriba en NY y hace muchos años no veo a casi todos mis amigos de los que viven en Miami, y solo los leo online, me importa un pito, lo que piensen de ellos,(o entre ellos uno del otro) los amigos de uno y los que incorpora en su vida, no tienen que ser lo que la gente quiere que sean, y uno no los escoge por si los canoniza el papa o no, tiene que ver con afinidad, con fidelidad a esa amistad,en las buenas y las malas y también por admiración; o simplemente porque a uno le da la gana. No conozco a Añel pero espero conocerlo cuando visite Miami, con el mismo deseo de reencontrarme con esos viejos amigos. Los consejos, opiniones, chanchullos o estupideces, o acertados criterios sobre los versos en sí, los acepto y veré que crea provechoso o no, nada es desechable en tal sentido, para todo lo demás, da lo mismo si quien opina es un oso, un leopardo o uno con ganas de joder porque se cree dotado con sentido del humor, asi es este blog sobre lo que se refiere a no moderar comentarios y punto.

Anónimo dijo...

asi se habla Juan Carlos, ninguno de los que te ataca tiene cojones para firmar lo que dice, como si haces tu, y estan locos por publicar aqui pero no soportan las criticas y me mueren de miedo nada mas pensar que alguien puede desmontar en publico su poesia de a tres por kilo

asi les va a esos pendejos

Anónimo dijo...

Si no firmar es de pendejos, entonces tambien eres otro pendejo, anonimo 13:00.

No firmas. Nada te diferencia de los anonimos anteriores. Segun tu definicion: un Pendejo.

Anónimo dijo...

si me diferencia, yo no me aprovecho del anonimato para atacar a nadie como haces tu