miércoles, 11 de agosto de 2010

Redefiniendo la sociedad civil

por Francisco Chaviano

El logro de la excarcelación de los prisioneros de la Primavera Negra es una victoria de todos los cubanos. Comenzó con el mártir de esta lucha por el cambio democrático Orlando Zapata Tamayo y fue elevada a la cumbre por el sacrificio de Guillermo (Coco) Fariñas y la perseverancia de las Damas de Blanco, con el respaldo de la sociedad civil.

Es justo sumarle también la gestión mediadora de la Iglesia Católica, y hasta la correspondencia inusitada de nuestros gobernantes, quienes aceptaron un diálogo intermedio y luego cedieron para beneficio del país.

Ante la enseñanza que nos dejó esta victoria de la sociedad civil, que obsequió al Arzobispado un protagónico excepcional, se exige el reto de redefinir nuestro discurso para adecuarlo a las nuevas circunstancias. Es hora de cambios, tanto de acción como de pensamiento. El daño que causa la división actual de la disidencia, impuesta desde sus cimientos por el gobierno para fraccionarnos, fomentada luego por los débiles y los viles, es un llamado a ponerle fin para quien se sienta patriota, y nos obliga a acercarnos de una vez si queremos volver a triunfar en las próximas batallas.

La convergencia de las diferentes corrientes de opinión es el único paso que puede salvarnos. No es momento para liberales, ni socialdemócratas, ni democristianos, sino el de la sociedad civil junta e independiente que Cuba necesita. Hoy es indispensable echar a un lado los rencores, los afanes de protagonismos, el compadreo, porque Cuba está primero que nuestros proyectos personales, pues estos fracasarían de no lograrse aquella.

Si nos juntáramos, el mundo nos respetaría y el régimen no nos podría relegar. Hoy, en caso de que el gobierno se decidiera a conversar con la oposición, no encontraría un legítimo interlocutor. Allá Jorge Mas Santos, Orlando Gutiérrez, Ángel de Fana o Silvia Iriondo, por citar algunos líderes destacados, no cuentan con el apoyo de otros grupos, y por tanto no están investidos para representar al exilio. Acá nos pasa lo mismo: Payá sólo representa a su grupo, lo mismo Palacios, Martha Beatriz o cualquier otro. Ni siquiera Gómez Manzano, que fue electo portavoz por numerosos partidos de ideologías diferentes y por doce provincias, sería un representante genuino, porque Agenda para la Transición Cubana no supera el 50% de la oposición, y para esto es menester contar con más del 75%.

En Cuba necesitamos un reencuentro. No se trata de una reunión de cientos de personas con igualitarismo irracional, como ocurrió en Concilio Cubano o la Asamblea para Promover la Sociedad Civil, sin desdeñar a los mismos, que tuvieron un rol importante en su momento. Necesitamos un instrumento que agrupe a todos sin exclusión, en calidad de iguales, pero con respeto del nivel alcanzado, y que sea funcional y operativo.

No puede ser un únanse a mi proyecto, sino un unámonos en el proyecto de todos. La única estructura que cumple con tales requisitos es la parlamentaria, sin lugar a dudas. Es necesario entonces crear el Parlamento de la Sociedad Civil Independiente. Para que tenga operatividad debe estructurarse mediante juntas autónomas de representantes en los niveles municipal, provincial y nacional. El mandato estaría en los plenarios correspondientes, cuyos acuerdos quedarían a ejecutar por una Secretaría Pro Tempore. Se debe agregar además una presidencia colegiada, integrada por los principales líderes del nivel, quienes discutirían las propuestas presentadas para someter al plenario. Pudiera también considerarse la elección de un presidente de sesión cuya función sería la de moderar. Ya existe una entidad muy parecida, Agenda para la Transición Cubana, por lo que creo se debe partir de la misma y hacerle cuantos cambios acordemos.

El exilio también necesita una base similar para adquirir la representatividad necesaria. Luego trabajaríamos en forma bicameral, se eliminaría todo tipo de desatino y el mundo entero nos reconocería. Lograrlo sería la victoria. Lo contrario, los intentos pro bloque de alineación personal fuera de estos principios, es arar en el mar.

17 comentarios:

Las maripositas del hombre nuevo dijo...

Bueno a ese señor bien que podriamos prestarle ci para empezar a tener una discusion seria y larga al respecto. bueno al menos por los dos primeros post luego ... ya tu sabe maripositas por doquier

Anónimo dijo...

traduce que no se entendio

Anónimo dijo...

Este no parece ganza como el Zamora, pero parece que tambien lee a Armando de Armas.
Aquel quiere que se lo singuen y este le cree esas boberias derechistas que escribe.

Anónimo dijo...

comepinga, respeta a los que tienes los cojones que tu no tuviste cuando estabas en Cuba

Anónimo dijo...

Pera, pera, creo que me acabo de sacar la loteria de cierto pais europeo... Acerte siete numeros de siete!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Anónimo dijo...

¿Cuáles son tus dos favoritas artistas cubanas? Las mías son Juana Bacallao y Sadaise Arencibia.

Anónimo dijo...

Como aquí hay libertad lo puedo decir: estoy desesperado por sexo. Estoy que araño las paredes. ¿Alguien se ofrece? Me da igual quien sea, mientras tenga una boca hambrienta...

Anónimo dijo...

No se metan con la bailarina, con Sadaise, que es divina.

Anónimo dijo...

Cabrones!

Anónimo dijo...

Amigos mios de CI, vengo a menudo por aqui y veo almas en pena, gentes sin paz, sin alegria, sin ilusiones, sin esperanza. Veo gente que sufre, gente que no ha sabido lidiar con su dolor. CI es un foro para encuentrar esa paz que usted esta buscando. Venga aqui y desahogase. Pero tambien le aconsejo que busque otros vehiculos a traves de los que puedan canalizar su creatividad. Porque eso veo aqui tambien, espiritus creativos en busca de un camino. Cuanta me gustaria verlos felices, logrando lo que anhelan. Solo pido lo mejor para ustedes y sus almas en pena.

Pedro Rholax dijo...

El logro de la excarcelación de los prisioneros de la Primavera Negra es una victoria de todos los cubanos. Comenzó con el mártir de esta lucha por el cambio democrático Orlando Zapata Tamayo y fue elevada a la cumbre por el sacrificio de Guillermo (Coco) Fariñas y la perseverancia de las Damas de Blanco, con el respaldo de la sociedad civil.

El daño que causa la división actual de la disidencia, impuesta desde sus cimientos por el gobierno para fraccionarnos, fomentada luego por los débiles y los viles, es un llamado a ponerle fin para quien se sienta patriota, y nos obliga a acercarnos de una vez si queremos volver a triunfar en las próximas batallas.

No creo en esa teoría de conspiraciones. ¿De dónde es culpable Cuba de que cierta escritora los descalificativos al Coco, antes durante y después de su gesta? ¿de donde calificara sus últimas declaraciones de insulto a la inteligencia?

La convergencia ..es el único paso que puede salvarnos. No es momento para liberales, ni socialdemócratas, ni democristianos, sino el de la sociedad civil junta e independiente que Cuba necesita. Pero no es lo que necesite Cuba sino lo que hay. ¿Cuándo nos hemos unido en 51 años?

Si nos juntáramos, el mundo nos respetaría y el régimen no nos podría relegar.
No, nos respetarían si sacáramos la foto que tenemos que sacar y dejáramos de usar el móvil para twitear menundencias . Yo no quiero que le peguen a Reina Luisa que ni le abran la cabeza al hijo, pero si lo hacen, quiero la foto . No evidencia, no respeto; lo que no se ve no existe

Hoy, en caso de que el gobierno se decidiera a conversar con la oposición, no encontraría un legítimo interlocutor. Ni de coña lo hará. Pero bien podría escudarse en lo que dices para hablar de división mercenaria

En Cuba necesitamos un reencuentro. En Cuba necesitamos una huelga general indefinida que no hará nadie, aunque paradójicamente ya no trabaja ni Dios. En Cuba necesitamos no desfilar los primero de mayo agitando banderitas, y necesitamos que no derramen lagrimitas cuando Jason- Viernes- 13- de- Agosto Castro reaparece en el Parlamento . Necesitamos un instrumento que agrupe a todos sin exclusión, en calidad de iguales, pero con respeto del nivel alcanzado, y que sea funcional y operativo. Ese instrumento solamente sería un líder populista que ¿dónde se manifestaría y con qué libertad y con qué apoyo?

Ni en sueños se daría un Parlamento paralelo en la Isla y menos en Miami

Anónimo dijo...

oye pedrito, y las fotos que?

Anónimo dijo...

ay que lindo escribe el observador.

Anónimo dijo...

ay si, que lindo escribe!

Chiquita Mala dijo...

Sí, lindo pero mucha mierda.

Pedro Rholax dijo...

fotos deficientes

Pedro Rholax dijo...

Si no nos respetamos a nosotros mismos, no podemos esperar que nos respeten. Y menos aquellos que no nos aguantan, esos cubanos sabelotodo arquitectos e ingenieros que si se tiran un peo está afinado en la menor.
Daré un ejemplo. A menudo he oído que Armienne no se respeta a sí misma, con esa insistencia en contarle al mundo lo que fue y lo que le gusta, y su extraño pero original alegato de que "su desnudez es su escudo"; tal vez significa que "donde no hay nada oculto que puedan sacarle no hay miedo". De un lado, tal exhibición puede ser precisamente la mayor ocultación de pruebas. De otro, vemos que su sinceridad le gana más gritos de puta puta que aplausos, o sea, si vemos las perlas que arroja y lo que con ellas hacen los cerdos, pisotearlas.
Pero yo no admito que ella no se respete. Eso no es no respetarse.
No respetarse es desfilar con banderitas el 1 de Mayo, recibir a Fifo-la -Hiena con lágrimas en los ojos, todo ese Síndrome de Estocolmo respecto al perverso jurásico y sobre todo, en general, siempre tirar con liguitas a las canillas a los bailarines de pas à deux que se danzan en los escenarios del ideario ajeno.

Decía Felipe Rivero que cuando Kennedy estaba a punto de enviar el apoyo aéreo, le pasaron un informe, que salvando la jerga militar diría cuidado con esos cubanos traidores, vas a hacer un mártir si lo aplastas, tiene mucho apoyo.

Hablar mierda es recoger firmas para recuperar las antiguas propiedades expulsando al morador actual. Hablar mierda es recoger firmas de compromiso a no colaborar en modo alguno o si no en un futuro te quitarán lo qu etengas (un futuro directorio bla bla).

Hablar mierda-soñar es un derecho y está bien ( creer en los Reyes Magos), pero hablar mierda en serio es hablar seriamente mierda, y la mierda mierda es.

Un ejemplo de hablar mierda es el tomar a relajo las buenas proposiciones que Añel pone aquí- él y otros-por parte de los anonimones carentones de ideas y de cosas que mejores que hacer.